Preencha os campos abaixo para submeter seu pedido de música:

meteoblue

Ser madre provoca más estrés que ser padre, según un estudio

131516-un-estudio-asegura-que-los-ninios-se-portan-peor-cuando-estan-con-su-mama

Un equipo de sociólogos de la Universidad de Cornell realizó un estudio comparado sobre maternidad y paternidad

Un equipo de sociólogos de la Universidad de Cornell, Estados Unidos, una de las más prestigiosas del país, realizó un estudio comparado sobre maternidad y paternidad y concluyó que ser madre provoca más estrés que ser padre.

El estudio, titulado “El bienestar subjetivo de madres y padres en el tiempo que pasan con sus hijos”, fue publicado por la American Sociological Review.

“No es que las mamás no estén alegres o contentas con sus hijos. Lo que pasa es que en relación con los padres, experimentan más estrés”, dijo Kelly Musick, autora del estudio, al Cornell Chronicle.

Según el estudio, las madres experimentan más interrupciones del sueño que los padres. Además, tienen menos tiempo de ocio. A largo plazo, esto puede contribuir a una merma en sus niveles de bienestar.

Estrés y fatiga

Para realizar el estudio se encuestaron más de 12 mil padres y madres de niños menores de 18 años. Las mujeres presentaron niveles más bajos de felicidad, mayor estrés y fatiga.

“Jugar con los hijos es una experiencia particularmente agradable para los padres, pero los papás lo hacen buena parte de la cantidad total de tiempo que pasan junto a ellos”, sostuvo Musick. “A diferencia de los hombres, las mujeres van a jugar cuando tienen tiempo de hacerlo, pero primero dejan todo el resto de sus obligaciones cubiertas. La cena se hace, los niños se bañan, la ropa se dobla”, dijo.

De todas maneras, el estudio indica que esta dinámica “no prevalece en la totalidad de los casos”, ya que, según los autores, en la actualidad “muchas mujeres asumieron el rol de sostén de familia y los hombres de cuidador principal”.

Deixe seu comentário:

Últimas do blog

Estamos conectados

AMOR ES GDS

La experiencia se logra conociendo buena gente en el camino de la vida, es la retribución de pensamientos y conocimientos sobre lo que nos apasiona yendo siempre por más, porque los objetivos tienen un destino pero no un final. Guillermo Sammartino